Si le gusta el basquetbol o no, seguramente sabe quién fue Kobe Bryant.

El ex jugador de Los Angeles Lakers siempre fue reconocido por:

  • Su disciplina y ética de trabajo

Independientemente de cuántos títulos, medallas y trofeos haya obtenido, Kobe iniciaba sus entrenamientos desde las 4 a.m.

No construyó su ética de trabajo de la noche a la mañana, sino desde que tenía 12 años.

Se mantuvo enfocado en sus objetivos, sin importar los obstáculos que se le presentaran.

Aprendió a superarse a sí mismo.

  • Ser fuente de inspiración

Su forma de trabajar al máximo es una influencia poderosa.

Su espíritu deportivo, su tenacidad y su gran carácter, son contagiosos.

Se convirtió de la nada, en el mejor de todos los tiempos.

  • No olvidar las lecciones básicas

El éxito siempre llega dando un paso a la vez.

El éxito siempre es recordar los conceptos básicos simples.

El éxito no siempre es complejo.

¿Cómo puede aplicar “la mentalidad Mamba” a su negocio:

  • Trabajar más duro que nadie.
  • Superar sus límites.
  • Avanzar un paso a la vez.
  • Nunca darse por vencido.